No Se Deje Engañar Por Avisos Fraudulentos Acerca De Deudas De Impuestos Sobre Su Hogar

El Procurador General de Texas, Greg Abbott, hoy emitió un aviso al consumidor sobre notificaciones fraudulentas de gravámenes sobre su propiedad. Tales notificaciones están siendo distribuídas a consumidores en Texas, diciendo que su propiedad se encuentra bajo un juicio hipotecario; que debe ser vendida; o que los impuestos sobre la propiedad no han sido pagados. No se deje engañar por este tipo de notificaciones fraudulentas.

Si usted tiene alguna duda acerca de los pagos de impuestso sobre su propiedad, o si piensa que existe algún gravamen sobre su propiedad, póngase en contacto con el distrito de valoraciones de propriedad (appraisal district) o recaudador de impuestos (tax assessor collector) de su condado para recibir asistencia directamente.

Una notificación fraudulenta titulada Urgente - Gravamen Sobre Propiedad (Urgent - Property Tax Lien), está siendo envianda a consumidores que en realidad no deben tales impuestos, o cuando aún no existe ningún gravamen. La notificación fraudulenta le informa al consumidor acerca de un posible juicio hipotecario; o sobre una venta obligada; y luego ofrece un préstamo, sin pago inicial, para “salvar su propiedad”. En el mismo aviso, en imprenta pequeña se informa que la notificaión no se debe tomar en cuenta si no se debe ningún impuesto. Estas letras también revelan “cuotas” relacionadas al préstamo.

La notificación de gravamen sobre su propiedad es la más reciente promoción fraudulenta que se está realizando para engañar a consumidores por deudas fantasmas. Otras estafas le dicen al consumidor que debe responsabilizarse por una gran deuda de tarjeta de crédito que en realidad no existe. Esta compañía ofrece un sevicio para “recuperar su deuda”, prometiéndole reducir la deuda a la mitad. Sin embargo, ¡hasta la mitad de una deuda falsa es una cantidad exorbitante!

General Abbott's signature
Greg Abbott
Attorney General of Texas

Back

LAS ALERTAS AL CONSUMIDOR - La Procuraduría General acepta quejas por parte del consumidor sobre negocios. Asimismo, cuando existe un patrón de quejas justificando intervención, la Procuraduría General puede entablar una demanda civil conforme a las leyes de protección al consumidor, lo cual a veces puede resultar en que una compañía debe de indemnizar a los consumidores - vea nuestra página Internet de Demandas Mayores. Sin embargo, cuando un consumidor es engañado por un defraudador, el proceso de protección al consumidor no lo puede ayudar ya que, para que podamos ayudarlo, debemos contar con la buena fe de una compañía, a la que le es importante mantener a sus clientes satisfechos. Una demanda civil puede poner a un negocio sin escrúpulos fuera de servicio, pero normalmente no otorga indemnización.

Aquellos individuos que cometen fraudes generalmente caen bajo la jurisdicción de un fiscal penal - en Texas, este el fiscal de distrito (district attorney) o fiscal del condado (county attorney). Sin embargo, a pesar de ser acusados y condenados, estos estafadores normalmente ya no poseen su dinero, porque lo gastan tan rápido como lo hayan robado. Una persona que ha sido víctima de una estafa o fraude, debe de reportarlo inmediatamente al departamento de policía o al alguacil (sheriff). Pero lo mejor que un consumidor puede hacer es estar alerta a los fraudes o estafas, y así no ser engañado en primer lugar. Por esta razón, la Procuraduría General emite estas alertas al consumidor tan pronto como nos enteramos, a través de personas que nos contactan o por otros medios, cuando una estafa o fraude ha occurido.

Revised: