What's New?  AG John Cornyn  Agency Contacts  Child Support  Consumer Protection  Crime Victims  Criminal Justice  Elder Texans  Employment  News & Publications  Opinions  Open Government

Office of the Attorney General News Release Archive


HOME  |   LINKS  |   SITE INDEX   |   SEARCH    |   ESPAÑOL

jueves, 20 de julio del 2000

CORNYN INFORMA QUE REO MEXICANO HA SIDO IDENTIFICADO COMO FUGITIVO INTERNACIONAL BUSCADO POR TEXAS

AUSTIN - El Procurador General de Texas, John Cornyn, hoy informó que Nicolás Mauro Gutiérrez, ciudadano mexicano buscado en Texas por homicidio, ha sido definitivamente identificado por las autoridades como el mismo individuo que recientemente se suicidó al encontrarse detenido en una cárcel en México.

"Espero que el haber concluido esta investigación le sea de alivio a las familias de las víctimas del Sr. Gutiérrez. Quisiera darle las gracias a las entidades del orden público mexicano por el apoyo que nos han extendido en torno a este asunto," dijo el Procurador General Cornyn.

Gutiérrez había sido fugitivo de la justicia tras haberse librado una acusación formal en su contra, a raíz del homicidio de Margaret Girela, su esposa de derecho común, el cual ocurrió el 12 de mayo del 1998 en el Condado de Webb, Texas. Después de su fuga, el Fiscal del Condado de Webb y la Procuraduría General presentaron un caso de Artículo 4 ante las autoridades mexicanas, que a su vez lograron que se emitiera una orden de aprehensión en contra del acusado. Se cree que Gutiérrez, bajo el alias de Luís Ernesto Gutiérrez García, se estaba trasladando entre las ciudades mexicanas de Nuevo Laredo, Tampico, Monterrey y Gómez Palacios.

Bajo el Artículo 4 del Código Penal de la República de México, todo mexicano que cometa un delito en el extranjero, y después retorne a México para evadir la justicia en el país que delinquió, puede ser arrestado, llevado a juicio y encarcelado en México por tal crimen. Desde el 1993, la Procuraduría General de Texas ha presentado múltiples casos de homicidios ocurridos en Texas ante las autoridades mexicanas, tras sospechas que los culpables son ciudadanos mexicanos que huyeron a su patria con el fin de evadir las autoridades norteamericanas.

El 28 de abril del año en curso, Gutiérrez fue arrestado en Durango, México, y transportado a Tampico, estado de Tamaulipas. Según las autoridades mexicanas, durante la noche del día 29 de abril, se descubrió el cadáver de Gutiérrez, quien se había ahorcado en su propia celda usando su cinturón.

Después de la muerte de Gutiérrez el cadáver fue definitivamente identificado por miembros del personal de la Procuraduría General de Texas, de la Fiscalía del Condado de Webb y del Departamento de Policía de Laredo. Una delegación de elementos policiacos texanos, entre ellos el Director de la Unidad de la Procuraduría General para Procesos Internacionales, se reunió con oficiales mexicanos en Nuevo Laredo, con el fin de repasar el expediente original de la autopsia del difunto.

El expediente contenía todo reporte oficial; una serie de fotografías en blanco y negro y a color, tomadas inmediatamente después de haberse hallado el cadáver mientras colgaba en la celda y durante la autopsia; y las huellas dactilares del individuo, recabadas durante la autopsia. Asimismo, un perito texano en huellas dactilares comparó las muestras obtenidas durante la autopsia en México con aquellas contenidas en los expedientes del Departamento de Policía de Laredo. El experto fue capaz de confirmar que por lo menos dos huellas, con un mínimo diez puntos de comparación cada una, eran iguales.

Las fotografías a color tomadas durante la autopsia claramente demostraban al mismo individuo que fue arrestado el 28 de abril en Gómez Palacios, estado de Durango. Asimismo, en estas fotos claramente se manifestaban úlceras alrededor del cuello del fallecido como resultado de ahorcamiento. Las fotos también demostraban claramente ciertas cicatrices de las cuales los elementos policiacos tenían conocimiento.

Gutiérrez forma parte de los fugitivos internacionales que aparecen en la página Internet de la Procuraduría General, acudiendo a:

http://www.oag.state.tx.us/criminal/art4.htm.

El Procurador General John Cornyn le reitera su agradecimiento a la procuraduría General de la República de México, la Fiscalía del Condado de Webb y el Departamento de Policía de la Ciudad de Laredo por su cooperación y apoyo.

- 30 -


Para mayores informes, póngase en contacto con Mark Heckmann, Heather Browne, o Tom Kelley al (512) 463-2050
Go to Top