Office of the Attorney General News Release Archive

jueves, 31 de agosto del 2000

CORNYN LOGRA QUE SE EMITA FALLO JURIDICO CONTRA "CLUB DE COMPRAS" ENGAÑOSO

AUSTIN - El Procurador General de Texas, John Cornyn, hoy logró que una corte emitiera una orden judicial final y permanente, la cual le da fin a las actividades llevadas a cabo por Asif Shamsi, dueño de la compañía Professional Savings Network of Texas, Inc. (PSN, por sus siglas en inglés). PSN atraía a nuevos clientes a través de publicidad engañosa, y, al pagar cuotas entre 800 y 1,695 dólares, la gente podía hacerse socio del club de compras del demandado, con el entendimiento de que recibirían fuertes descuentos al comprar varios productos por medio del club. Sin embargo, a los consumidores raramente o nunca se le extendían tales descuentos.

"El consumidor merece que los negocios proporcionen información honrada desde el principio. En Texas no serán toleradas las prácticas comerciales engañosas, en lo particular las promociones que pretenden dar premios que en realidad no existen," dijo el Procurador General John Cornyn.

Bajo la demanda se alega que PSN presentó información falsa en cuanto a los descuentos que la entidad le brindaría a sus clientes en cuanto a la compra de artículos tales como muebles y aparatos electrónicos. Después de pagar el precio de entrada para hacerse socios, los clientes se daban cuenta de que los descuentos indicados originalmente no eran verdad, y que cualquier descuento era mucho menos de lo que se les había dicho originalmente.

La Procuraduría General ha recibido 30 denuncias contra PSN, las cuales fueron entabladas por consumidores a lo largo de Texas. Ciertos consumidores informaron que varios de los artículos que trataron comprar a través de PSN también podían obtenerse en tiendas normales a precios semejantes o inferiores a los precios de PSN. Al cumplimentarse la investigación manejada por el Estado, se descubrió que, en ciertos casos, PSN adquirió ciertos productos en tiendas tales como Best Buy y Circuit City, para luego revenderlos a sus clientes. Sin embargo, la entidad había señalado que ésta adquiría sus productos directamente por medio de los fabricantes de tales artículos.

PSN también se involucró en publicidad engañosa, al distribuir "boletos de la lotería" y tarjetas postales según las cuales se afirmaba que los destinatarios habían ganado un "premio" valioso. Al consumidor se le informaba de llamar a PSN para recibir su premio y, al llamar, la compañía le informaba al consumidor que, para recibir el premio, sería necesario visitar y llevar a cabo una breve gira de la tienda. Sin embargo, la breve gira era en realidad una larga cita en la cual al consumidor se les presionaba para que se hiciera socio del club de compras, cobrándole cuotas de entrada de 800 a 1,695 dólares, y el premio que se le regalaba a la gente siempre era un "cupón de vacaciones" con un valor mínimo.

La acción legal del estado se enfoca hacia la manera en que PSN logró que el consumidor visitara la tienda. El Estado alega que la manera engañosa en que se usaban los "boletos de la lotería" y los avisos de premios, junto a la manera engañosa en que se le animaba al consumidor para que se hiciera miembro, son tácticas inconformes a la ley.

El Procurador General Cornyn demandó a PSN y Asif Shamsi por haber violado el Acta de Texas Sobre Concursos y Promociones con Regalos (Texas Contest and Gift Giveaway Act), el Acta Contra Prácticas Comerciales Engañosas de Texas (Texas Deceptive Trade Practices Act) y demás normas de protección al consumidor. El decreto final fue librado por la 280a Corte de Distrito Estatal en el Condado de Harris, y conforme al fallo se exige que PSN y Shamsi le reembolse 43,000 dólares al Estado por gastos de investigación y legales, y que efectúen reembolsos a favor de sus clientes. Todo consumidor que piense que se le deba dinero por los demandados, debería acudir al 1-800-252-8011.

El fallo también señala que, de aquí en adelante, a PSN se le prohíbe involucrarse en prácticas comerciales engañosas. El caso fue manejado por el Subprocurador John Owens, adscrito a la sucursal de Houston de la División de la Procuraduría General para la Protección al Consumidor.

- 30 -


Para mayores informes, póngase en contacto con Mark Heckmann, Heather Browne, o Tom Kelley al (512) 463-2050
Go to Top