El Procurador General de Texas Ken Paxton emitió la siguiente declaración después de que la Corte Suprema de los Estados Unidos accediera a considerar si un cambio legislativo en el mandato individual ilegal de Obamacare hace que toda la ley sea inconstitucional:

“Ahora que el mandato individual ya no puede ser preservado como un impuesto, la constitucionalidad de Obamacare debe ser determinada. El Quinto Circuito aplicó correctamente el precedente existente de la Corte Suprema de los Estados Unidos cuando dictaminaron que el mandato individual en sí era inconstitucional. Sin el mandato individual, toda la ley se vuelve insostenible. El gobierno federal no puede ordenar a los ciudadanos privados a comprar un seguro deficiente que no quieren, y espero poder resolver el asunto ante la Corte Suprema de los Estados Unidos.” 

Cuando la Corte Suprema de Los Estados Unidos confirmó Obamacare en 2012, la mayoría de los jueces acordaron que el mandato individual de Obamacare era constitucional sólo porque su penalidad fiscal que lo acompañaba podía justificar obligar a las personas a comprar un seguro de salud bajo el poder fiscal del Congreso. La Ley de Recortes de Impuestos y Empleos de 2017 eliminó la pena, lo que significa que el mandato individual intrusivo de Obamacare no puede ser preservado como un impuesto, y por tanto es ilegal.